Josefa Mendoza

Josefa Mendoza – Susque

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Tôvô Lhĉachi.

Aprendí a tejer con mi madre, ella es artesana y todas las mujeres de mi familia somos tejedoras de fibras de caraguata y lana de oveja. Tejemos porque nos gusta mucho y eso forma parte de nuestras tareas diarias. Mi madre esta mayor pero igual trabajamos todos los días, tejiendo ayuda a pasar el tiempo de forma agradable y nos mantenemos unidas. También a otras mujeres jóvenes a iniciarse como artesana porque es un trabajo muy lindo para las mujeres. Ahora con el proyecto de ganado menor estamos muy contentas porque ya vamos a comprar lana para realizar nuestros tejidos, esto es muy importante para las mujeres.

Productos:

En Fibra de Caraguatá y lana de oveja:

Bolsos, pulseras, porta celulares, hamaca, lazo, tapiz, fajas, jergas.

Dora Honorio

Dora Honorio – Tamon

Nivaĉle nacida en la comunidad Lhavôj’ôcfi.

Mi mamá era una gran tejedora, con ella aprendí todo lo que sé. Empecé a tejer cuando tenía 14 o 15 años, cuando me llegó la primera menstruación. Mi mama me dijo que cuando las mujeres reciben su primera menstruación no pueden salir de la casa a caminar, no podía alzar cosas pesadas, como ir a buscar agua o leña, me dijo que era el momento de empezar a tejer, porque es parte de nuestra cultura. Con ella aprendí a tejer con caraguatá, bolsos, hamacas y las redes que usan los hombres para pescar. También aprendí a tejer ponchos y tapices de lana, además me enseñó otros trabajos artesanales, como elaborar cestería con hojas de palma. Yo sigo haciendo mi trabajo artesanal en la forma en que ella me enseñó y le enseñé también a mis hijas a partir de los 15 años, así como hizo mi mamá conmigo. 

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos.

En lana de oveja:

Bolsos, tapices y ponchos.

Benita Caceres

Benita Cáceres – Amaiĉlu

Nivaĉle nacida en la comunidad Tôvôc.

Acompañaba a mi madre en las tareas de la casa, y una de ellas era tejer, buscábamos caraguatá y fabricábamos el hilo, y mirando lo que hacía mi madre así aprendí a tejer. Puedo recrear en mis tejidos tres figuras diferentes. Ahora también estoy iniciando el trabajo de tejer con hilos de lana.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, collares, aros.

Teresita Caceres

Teresita Cáceres – Vatsita

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Fischat.  

Aprendí a tejer con mi madre ella es artesana, a corta edad le acompañaba en buscar caraguatá y realizar los hilos y de a poco pude incorporarme en elabora los tejidos, reproduzco todas las figuras que ella tejía. También hago tejidos en lanas de ovejas. Siempre tengo algún trabajo terminado por si haya compradores. Me gusta mucho tejer.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares, tapiz.

Teresa Diaz

Teresa Díaz – Juutshinajch’e

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Vatôtjôjiy yacut.  

Cuando era muy pequeña ya sabia tejer, recorría por toda la comunidad para ver como se teje y así aprendí, mi madre y mi abuela también me enseñaron, pero ensayo hasta que pueda hacer el tejido. Cuando me case vine a vivir en esta comunidad y acá también hay mujeres que tejen, es muy bueno tejer por eso siempre enseño a otras mujeres para que hagan este trabajo. También me gusta trabajar en cestería, había un curso en Argentina y yo fui allí para aprender.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares, tapices, fajas.

Serafina Palavecino

Serafina Palavecino

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Tôvôc.

Cuando era joven me enseño mi madre como realizar los hilos y después tejer, esta tarea se inicia como preparándose para ser adulto son trabajos que te ayudan a desempeñarte de forma independiente. Ahora enseño a mi hija a tejer y siempre estoy trabajando por problemas de salud no puedo caminar y continuamente estoy tejiendo así ayudo a mi hija a generar algún recurso para mantenernos, no hay trabajo.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares.

Rut Melgarejo

Rut Melgarejo – Ascunja

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Tôvôc.

Cuando era joven inicié a tejer, aprendí mirando a otras mujeres de la comunidad, también mi madre me guiaba en elaborar los primeros tejidos y me resulto fácil. Es muy bueno tejer se puede recorrer en grupos de mujeres y así conocer el territorio es muy agradable porque se realiza en grupos de personas. Actualmente ayudo a mis compañeras a recorrer la zona porque no todos conocen los lugares antiguos.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares.

Paulina Rodas

Paulina Rojas – Fantôque

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Fischat.

Me inicié como tejedora a temprana edad, me gustaba ayudar a mi madre en su trabajo y por eso pronto aprendí, primero tejía con caraguatá y también acompañaba a mi mama a ir a esquilar ovejas y después hacíamos los hilos y tejíamos diferentes formas por eso también se trabajar con lana, hasta ahora sigo con ese trabajo.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares, hamacas, tapices.

Tejidos en hilos de lana y algodón:

Jergas, ponchos, fajas, adornos para fiestas.

Monica Gonzalez

Mónica González – Shôôque

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Toyish.

Aprendí a tejer con mi madre, ella me enseño cuando era joven y me contaba la importancia que tiene el ser tejedora, si sabes tejer vas a realizar tus herramientas y no vas a necesitar nada me decía. Aprendí a tejer en caraguatá y tejer con lanas de ovejas. Cuando estaban las hermanas se vendían cada vez que tenía un tejido ahora ya no es así, pero igual sigo tejiendo porque me gusta mucho aunque la venta es menor.

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares.

Maria Luisa Fernandez

María Luisa Fernández – Scuia

Perteneciente al pueblo Nivaĉle, nacida en la comunidad Tôvôc.

Aprendí a tejer desde muy joven me enseño una tía quien es artesana, antes cuando las ventas eran mayores trabajaba constantemente, después me dedique al cuidado de mis animales y deje de tejer, pero hace un tiempo que empecé nuevamente para no olvidar la habilidad, además aunque no siempre se vende lo que se produce hay siempre quien busca artesanías. 

Productos:

En Fibra de Caraguatá:

Bolsos, pulseras, porta celulares, tapiz.